.
 

Principal

¡Hazte Fan!

De AvanzaPorMas.com

 

 

 

Capítulo 9:
Volver al Índice

 

Cinco principios para recibir las transferencias de Dios

La transferencia de la unción, de los cargos importantes y del dinero
está al alcance de su mano. Sólo tiene que aplicar estos principios
de Dios y dejarse gobernar por el Espíritu Santo

1. PACIENCIA

Josué recibió la transferencia de la Presencia de Dios de su maestro Moisés. Josué estuvo casi 50 años trabajando al lado de Moisés, esperando. PACIENCIA. Eliseo tuvo que esperar 12 años para recibir la doble porción de unción de Elías. David tuvo que esperar casi 13 años escondiéndose de Saúl y sabiendo que ese lugar le correspondía a él por derecho divino.

La paciencia no es sentarse en una silla y esperar. Eso es paciencia pasiva. Esa paciencia no es la que Dios quiere que ejerza. Dios quiere que sea paciente activo. Paciencia en acción. Ninguno de los ejemplos que dábamos recién se sentó a esperar. Sino que trabajaron y trabajaron hasta que llegara su momento.
Esperar confiadamente es saber que lo que espero llegará, pero a su tiempo. Muchos cuando no ven las respuestas rápido creen que Dios se equivocó porque no saben esperar activamente. No saben esperar el tiempo de Dios. Quieren todo ya, pero no hacen nada por alcanzarlo. Se sientan a esperar que las cosas les caigan del cielo. Y le cuento que Dios tiene una característica: No tiene tiempo. Para Dios el tiempo no existe. Para Dios un día es como mil años, y mil años como un día. No se maneja con horas, minutos y segundos. Pueden pasar 50 años como puede pasar un día. Porque el tiempo para Dios no es el que nosotros manejamos, el tiempo horario. Dios dice “Vamos a seguir esperando hasta que no cambies. Hasta que no crezcas seguiremos esperando”.

2. MADUREZ

Para entender este punto miremos juntos este versículo.
Gálatas 4:1

“Pero también digo que en tanto que el heredero es niño, en nada difiere de un esclavo aunque es el dueño de todo.”
Mientras seamos niños no podemos esperar que se nos transfiera la herencia.

Imagínese si tiene un nene de tres años y le da un millón de dólares, se compra un millón de chupetines, caramelos y juguetes.
Hay muchos cristianos que no alcanzan la transferencia porque son niños. Y una herencia es una transferencia que a los niños no se les puede dar. ¿Sabe por qué no le transfirieron nada a su cuenta? Porque es un niño. Es una criatura. Todavía tiene que crecer, tiene que madurar si quiere recibir la transferencia.
Hay gente que tiene la promesa, pero no tiene la transferencia. No es que Dios no le dé lo que le prometió, es que tiene que ser mayor de edad, tiene que crecer, tiene que madurar para poder recibir lo que Dios le prometió. Tiene que crecer para recibir pronto su herencia.

Comúnmente nos sucede en las iglesias que hay gente que tiene mentalidad de criatura, y sigue llorando y haciendo pucherito por la vida. “Dios no me da, Dios no me da”. Justamente porque es una criatura. La mentalidad del niño es una mentalidad hipersensible: “el pastor no me saluda, no voy más a la iglesia”.
El niño, también hace lo que tiene ganas. A Santi, mi hijo de 6 años, le digo: “Apagá la tele, Santi” Y me responde ¡No quiero! “Apagá la tele Santi” Y me vuelve a decir ¡No quiero! Ayer lo llevé a jugar al pelotero y le digo: “Santi, ponete las zapatillas” ¿Y qué me responde? ¡No quiero!
Los chicos son así: no quiero, no quiero, no me gusta. Porque la mentalidad de niños es la mentalidad del “no quiero”. Hay gente en la iglesia con 60 años y todavía tiene mente de niño. Se les dice que tienen que venir a las reuniones y no quieren.

3. FIDELIDAD

En Mateo 25:15 dice la Biblia que un hombre se fue de viaje y le dejó a un discípulo 5 talentos, a otro 2 talentos y al último un talento. Volvió después de un tiempo y le preguntó a cada uno por los talentos que les había dejado. Al que le había dejado 5 talentos le dio 10 talentos más porque los había multiplicado. Y la Biblia dice que el jefe le dice “Bien, buen siervo fiel. Así fuiste fiel en esto poco, a partir de ahora te voy a dar más.”

Cuando vino al que le había dejado 2 talentos y le pidió cuentas, dice que le respondió que había ganado 2 más y que ahora le entregaba 4. El jefe le dice entonces “Bien, sobre poco fuiste fiel, sobre mucho te pondré”.
Pero cuando vino el tercero y le pregunta: “¿que hiciste con el talento que te dejé?” Dice que le contesta: “y… mirá. Resulta que saqué cuentas y dije, mi jefe cosecha donde no siembra. Y me dio miedo, saqué el talento y lo guardé. Así que acá tenés tu talento.” Y el jefe le dice: “Siervo malo, infiel y negligente”. No sólo le dijo infiel, negligente y malo, sino que dijo: “quítenle el talento que él no supo invertir y dénselo al que tenía 10. Transferencia de dinero.
Cuando somos fieles en lo que Dios nos da para administrar, sea lo que fuere, Dios nos considera siervos fieles, justos y buenos. Ahora, cuando somos infieles y no cumplimos con lo que Dios nos pide que hagamos, lo que sucede es que se nos saca lo que Dios nos dio y se lo transfieren al que sí cumple. Eso es una transferencia de infieles a fieles. De negligentes a diligentes.

4. HAMBRE Y SED

El más grande error que tiene el pueblo de Dios es la Apatía. Hay mucha gente que viene a la iglesia una vez por semana. Se sienta y se vuelve a su casa como si nada. Están apáticos, como que nada es bueno ni malo. Son momias espirituales, no se sabe lo que piensan ni lo que sienten, tienen APATÍA ESPIRITUAL. Y esto hace que nada les interese, que no les interese la gente. No les interesa nada.

Usted necesita desear las cosas para que las cosas sucedan. Si no le muestra interés a Dios, las cosas no van a suceder.
Mateo 5:6
“Bienaventurados los que tienen hambre y sed de justicia, porque ellos serán saciados”
Si no tiene hambre y sed de las cosas de Dios, de recibir estas transferencias que le acabo de mencionar, no las va a recibir. Es necesario que tenga el deseo profundo de recibirlas porque sin deseo no hay posibilidades. Porque Dios sólo sacia al que tiene hambre y sed.

5. CONOCER LA VERDAD

Todo lo que usted hace debe estar basado en la palabra de Dios. Su conducta, sus pensamientos, sus emociones, todo. Lo que hace, lo que dice y piensa tiene que estar basado en la Verdad de Dios. Todo lo que hacemos en la vida tiene sus consecuencias. Si hace cosas que no están basadas en los principios de Dios, la consecuencia es destrucción y muerte. Pero si lo hace basado en los principios y la Verdad de Dios, tendrá el éxito asegurado. Usted tiene las transferencias materiales y espirituales aseguradas.
Tendrá que cambiar algunas cosas en su vida para recibir estas transferencias de Dios. Necesita crecer, tener paciencia, necesita ser fiel a Dios para poder recibir todo lo que viene de Él y ya no va a preguntar más por qué esto o por qué aquello. En la medida que dependa del Señor y de su palabra va a alcanzar el éxito que Él le prometió.

 

El sistema del mundo es un sistema perverso, es un sistema que se opone totalmente al sistema de Dios. El sistema del mundo le dice “dependa de usted mismo, no le haga caso a Dios”. Este sistema es gobernado por el príncipe de las tinieblas, Satanás mismo. Pero Dios le dice que deje de lado esto, transforme su vida y tome el sistema de Dios. Tiene que escuchar, no lo que opina la gente del mundo, sino lo que dice Dios para su vida, si es que quiere tener éxito.

La transferencia de la unción, de los cargos importantes y del dinero está al alcance de su mano. Sólo tiene que aplicar estos principios de Dios y dejarse gobernar por el Espíritu Santo.

Capítulo 10 "El poder Invisible"

Volver al Índice

 

 
como superar las deudas
la prosperidad de dios
el diezmo en el nuevo testamento
predicas de prosperidad financiera
la biblia y el diezmo
testimonios de prosperidad
la ofrenda de la viuda pobre
el diezmo segun la biblia
predicas de prosperidad
la biblia y el dinero
la prosperidad segun la biblia
la ofrenda cristiana
el diezmo cristiano
predicas de finanzas
la biblia y la prosperidad
principios biblicos de prosperidad
la ofrenda que agrada a dios
el diezmo en la biblia
predicaciones de prosperidad
libertad financiera biblia
principios biblicos de finanzas
la ofrenda de cain y abel
el diezmo y la ofrenda
mensajes de prosperidad y éxito
libertad financiera cristiana
empleo para cristianos
el cristiano y las deudas
como prosperar segun la biblia
como prosperar en tiempos de crisis
libertad financiera pdf
el cristiano y las finanzas
economia cristiana
como prosperar económicamente
como prosperar economicamente
mensaje de prosperidad
el diezmo es obligatorio
empresarios cristianos evangelicos
empresarios cristianos exitosos
empresas cristianas
finanzas cristianas
como comenzar un emprendimiento
Conseguir Empleos
como comenzar un negocio propio
emprendimiento cristiano
empresarios cristianos
principios biblicos financieros
ofrendas cristianas

ofrendas a dios

como comenzar un microemprendimiento

Mercado Forex